Respuestas de los gobernadores a la despenalización

Capitanich (Chaco): no sabe que pensar, está esperando que los demás piensen por él, a ver que piensa.
Binner (Santa Fe): “Considero que un enfermo (adicto) no es un criminal.” Es verdad, ¿entonces? Qué hacemos: despenalizamos o no?
Macri (Ciudad un poquito autónoma de Buenos Aires): “La droga alcanzó un nivel social alarmante, lo importante es la lucha contra la drogadicción. No se puede considerar delincuentes a los que consumen, pero el Estado no se puede deslindar de sus responsabilidades.” ¿Cuáles responsabilidades? ¿La administración de justicia o la protección de la propiedad y la vida?
Das Neves (Chubut): “Pido que las decisiones que toma la Rosada sean consultadas con los gobernadores.” ¿Es decir que si no lo dejan ser parte de la tiranía, la tiranía no vale?
Scioli (Buenos Aires): “Detrás de la ferocidad de los crímenes casi siempre hay drogas. Por eso no hay que despenalizarla.” En estadística se llama error de inclusión. La pregunta correcta es cuántos de los adictos cometen crímenes, la respuesta, poquísimos. Los adictos entre los consumidores son una minoría pequeña, como los adictos al alcohol entre los que gustan del buen vino. Estudios serios muestran que la mayoría de los criminales comenzaron a consumir droga después de delinquir, una de las razones es que cuando se comete un delito bajo el efecto de estupefacientes, algunas legislaciones lo consideran un atenuante, no un agravante, como debería ser. Además Scioli no considera los crímenes cometidos por la policía que interviene en procedimientos antidroga, la corrupción de jueces y políticos, las víctimas inocentes de procedimientos policiales o lucha por territorios, la enorme cantidad de dinero que, de no ser destinada a la “guerra contra la droga”, evidentemente perdida, podría destinarse a cosas más útiles, por ejemplo el tratamiento de los adictos que realmente quieren recuperarse.
Schiaretti (Córdoba): “Estoy en contra de cualquier ley que facilite el acceso de narcóticos a la población.” No dijo nada del Benadryl, el valium, el rohypnol, el alcohol, el tabaco. Ah, también está en contra de cualquier ley que facilite a la población el control de la gestión pública, la transparencia electoral, el acceso de los ciudadanos a los cargos electivos…
Alperovich (Tucumán): “Cuanto más cueste consumir drogas, mejor”. Para los vendedores obviamente, porque el precio sube…
Alderete (sec. prov. de prev. de adicciones, Jujuy): “Estoy de acuerdo con humanizar el tratamiento, pero no con despenalizar el consumo.” Y eso, ¿cómo se hace?
Zottos (vicegobernador Salta): “No es la solución.” ¿Entonces cuál es? ¿Sabrá cuál es el problema?
Jaque (Mendoza): “No es aconsejable. No es penalizar para que la persona vaya presa, es para que la Justicia, con el auxilio del Estado, tenga un correcto acompañamiento para salir de un flagelo que está haciendo mucho daño”. Eh, ¿qué quiso decir?
Peralta: “A Santa Cruz nadie le preguntó, nosotros tenemos nuestra propia problemática”. ¿Cuál problemática? ¿Tratar de que no les quiten los pagos coercitivos que hacemos los vecinos de Buenos Aires en las boletas de luz? Cuando se refiere a Santa Cruz, ¿a quién se refiere exactamente?
Gioja (San Juan): “No me gusta la despenalización, si bien nadie quiere perseguir a los que consumen, no creo que se vayan a entender los límites”. No, la gente es boluda, no entiende nada y necesitamos que vos nos lo expliques. Por otra parte, qué importa lo que te gusta o lo que querés, acá de lo que se trata es del derecho de los otros.
Beder Herrera (La Rioja): “La despenalización es uno de los pocos puntos que lo separan del gobierno”. Ah bueno, me quedo más tranquilo…
César Pérez (ministro de Justicia, Neuquén): “Decidimos no polemizar sobre lo inevitable. Lo importante es pensar el día después”. Eh! ¿Después de qué?
Julio Cleto (Vicepresidente): No está de acuerdo. El foco del debate debería estar en la ayuda al adicto y evitar el crecimiento del consumo. “En Mendoza hicimos foco en la diversión sana”. Ayudar al adicto está fenómeno, ahora ¿quién paga? ¿El Estado? Es decir, los que no consumen pagan la recuperación de los que decidieron quemarse el cerebro? Argumento difícil de sostener. Evitar el crecimiento del consumo, sigo pensando en qué pensaría de evitar el consumo de tinto. Diversión sana… a mi también me gusta correr, pero hay tipos a los que lo que les hace bien es un porro, de correr ni hablar. (Pacientes con cáncer, por ejemplo).
La iglesia es contraria a la liberalización del consumo de drogas. Obviamente… pero no todos profesan la misma fe y el nuestro es un país que respeta el derecho de cada uno de profesar sus propias creencias, o no?

Ruy Martínez Allende

2 Responses

  1. Estoy conociendo el blog. Me parece muy interesante. En el mío “Periodismo y Opinión” he incluído también algunos posts sobre la temática. Un abrazo y quedamos en contacto.

  2. No comparto ni la posicion, ni el modo burdo y chabacano en la cual esta expresado.
    La droga debe dejar de circular por la calle, no tiene que ser una cuestion personal.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: